En este artículo hablamos de… ,

Concedido por la Academia Goncourt a la mejor novela publicada en Francia durante el año de la convocatoria, el Premio Goncourt, dotado sólo con 10 euros, es uno de los galardones más prestigiosos del mundo literario.

Los premios literarios causan fascinación y recelo a partes iguales. Siempre existe la sospecha de que tras ellos hay artimañas, conspiraciones o intereses económicos, pero seamos sinceros: nos encanta el salseo y nos gusta estar al tanto de los nominados, los ganadores y de todo lo que se cuece alrededor. Además, cuando lo gana alguien a quien admiramos siempre es motivo de alegría.

El Premio Nobel de Literatura (concedido hace sólo unos días por partida doble a Olga Tokarczuk y a Peter Handke), el Man Booker International Prize, el Miguel de Cervantes, el reciente Franz Kafka… Todos estos galardones, además de reconocimiento, suponen una generosa bonificación económica para el ganador o la ganadora. Todos excepto el Premio Goncourt, que está dotado con tan solo 10 euros.

No hay que olvidar que recompensamos un libro, no toda una obra. Y somos responsables ante los lectores y los libreros. Si recompensamos un libro muy difícil, o malo, la sanción llega en seguida. No funciona.Pierre Assouline, miembro de la Academia Goncourt.

No cobres el cheque, ¡ponle un marco!

El Premio Goncourt vende. Se imprimen miles de ejemplares de la novela ganadora; se traduce a numerosos idiomas, por lo que la proyección internacional está asegurada; se llevan a cabo adaptaciones cinematográficas; y hay aluviones reportajes, entrevistas y artículos dedicados al novelista galardonado en prensa. Todo ese boom es sinónimo de ventas, que siempre superan los 100.000 ejemplares. ¿Hay algo mejor para un escritor y, de paso, para la editorial que lo publica?

Es por eso que el factor económico del premio es simbólico. Lo más importante es el reconocimiento y el valor que inmediatamente adquiere un libro premiado por la Academia Goncourt, institución creada oficialmente en 1906. Eso y, por supuesto, engrosar la lista de «los elegidos» junto a nombres como el de Marguerite Duras, Simone de Beauvoir, Patrick Modiano, Michel Houellebecq o Pierre Lemaitre, entre otros.

Recibir este emblemático premio sólo sucede una vez en la vida de un novelista. Nadie puede recibir el codiciado cheque de 10 euros dos veces. Por eso Tahar Ben Jeeloun, quien recibió el Goncourt en 1987 por La noche Sagrada (La Nuit Sacrée), aconsejaba a los futuros galardonados no cobrar el cheque -acto que le parecía de lo más cutre- como hicieron algunos antes de él, sino que les proponía enmarcarlo y guardarlo como recuerdo y como símbolo.

El Premio Goncourt de 2019

Quedan pocos días para que sepamos el nombre del autor o de la autora seleccionada este año por los diez miembros de la Academia Goncourt entre las mejores novelas publicadas en Francia durante el año. Las preselecciones, que comienzan en septiembre, ocurren cada martes en un salón ubicado en la segunda planta del restaurante Drouant, calle Gaillon, en el segundo distrito de París, un local histórico que acoge tanto al Premio Goncourt como al Renaudot desde 1914.

En la penúltima ronda hay actualmente diez finalistas, entre los que se encuentran el argentino Santiago H. Amigorena y la belga Amélie Nothomb. Uno de los diez sucederá a Nicolas Mathieu, laureado en 2018 gracias a la novela Sus hijos después de ellos (Leurs enfants après eux), editada por AdN en España y cuya presentación en Málaga tuvo lugar hace sólo unas semanas en el Centro Andaluz de las Letras con presencia del autor y en colaboración con la Alianza Francesa de Málaga. Mientras tanto, se anunciará una tercera y última selección el 27 de octubre y, por fin, el 4 de noviembre sabremos qué novela de la siguiente lista es la afortunada. ¡Hagan sus apuestas!

  • Le ghetto intérieur de Santiago H. Amigorena (P.O.L)
  • Le ciel par-dessus le toit de Nathacha Appanah (Gallimard)
  • Un dimanche à Ville-d’Avray de Dominique Barbéris (Arléa)
  • La part du fils de Jean-Luc Coatalem (Stock)
  • Tous les hommes n’habitent pas le monde de la même façon de Jean-Paul Dubois (L’Olivier)
  • Rouge impératrice de Léonora Miano (Grasset)
  • La terre invisible de Hubert Mingarelli (Buchet Chastel)
  • Soif de Amélie Nothomb (Albin Michel)
  • Extérieur monde de Olivier Rolin (Gallimard)
Premio Goncourt

Los miembros de la Academia Goncourt Robert Sabatier, Hervé Bazin, Françoise Mallet-Jorris, Armand Lanoux y Michel Tournier, en 1975 en la villa que da nombre al premio. AFP / GETTY IMAGES